Skip to content

‘Os Amores de Jacques o Fatalista’, o doble vuelta a los orígenes

enero 24, 2017

cartel-jacques

Espectáculo en lengua gallega

Después de haber explorado con éxito varias obras de Martin McDonagh –Un Cranio Furado, Oeste Solitario…- y el universo pánico de Roland Topor -Da Vinci Tiña Razón!-, Produccións Teatrais Excéntricas afronta ahora una versión bastante libre de Jacques le Fataliste et son Maître, la novela de Denis Diderot que relata las andanzas de un amo que quiere escuchar los escarceos amorosos de su criado, y los percances que les suceden por el camino. Este acercamiento teatral -rebautizada como Os Amores de Jacques o Fatalista- parte de una premisa metateatral para recrear este juguete cómico en el que tal vez prime la narración sobre la acción; causa que provoca que la representación -que supera la hora y media y que incluye buen número de canciones interpretadas en directo- tal vez no siempre tenga el mismo atractivo, ganando terreno decisivamente en aquellos pasajes que potencian los aspectos más decididamente farsescos.

Lo que parece un hecho es que Excéntricas se aleja en este espectáculo de la grandilocuencia de propuestas anteriores, para apostar por un teatro más camerístico, más en la línea de sus primeros espectáculos -e incluso muy en la línea de aquel teatro de sketches que planteaba el dúo cómico Mofa e Befa, del que de algún modo esta compañía es una suerte de prolongación hace ya un tiempo-. Se podría pensar -creo que erróneamente- en que estamos ante una propuesta menos ambiciosa, de algún modo en un paso atrás después de los trabajos a los que Excéntricas Produccións nos tenía acostumbrados; pero creo que es más acertado pensar este espectáculo como una suerte de vuelta a los orígenes. Unos orígenes en los que farsa -base del trabajo de Mofa e Befa- y narrativa oral -base del trabajo de Quico Cadaval, que dirige este espectáculo- se dan la mano para crear un todo, en el que es precisamente la farsa la que termina por imponerse a la narrativa oral.

jacques1

En la presente versión -que nos hace asumir de que estamos ante una compañía que representa una obra a medio ensayar a partir de la obra de Diderot-, Quico Cadaval ha potenciado el poder del texto -no olvidemos que, después de todo, se trata de una obra en origen narrativa- y lo gestual por encima de cualquier otro aspecto. Así pues, la escenografía es mínima -pero funcional para lo que se pretende-. No se busca nunca el realismo -esto entendemos por el contraste presente entre los ropajes contemporáneos de los actores y la ropa de época del músico que acompaña la representación-, y quizá el enfoque no tenga una comicidad tan evidente como en otros montajes del director gallego; como si Cadaval -extraordinario narrador oral desde siempre- confiase ciegamente en el poder mismo de la narración de las situaciones para generar la comedia. Esto provoca que el arranque del espectáculo tal vez resulte demasiado lento a nivel de ritmo, precisamente porque tal vez falte ese toque personalísimo y delirante que es marca de la casa. Sin embargo, hacia la segunda mitad y conforme las cosas se van complicando más a nivel de comedia de enredo la farsa invade por fin el espectáculo, y aparecen rasgos verdaderamente marca de la casa -hilarante, por la ocurrencia y la ejecución, el episodio en el que se incorpora a María Casares a la acción, convirtiendo en una suerte de marioneta el máximo galardón del teatro gallego-, con lo que la sensación seguramente sea la de que la función acaba mejor de lo que empieza, cuando se apuesta por el tipo de comedia que la compañía domina desde siempre -y, hasta cierto punto, que es lo que el público va a ver, lo que busca y lo que quiere-.

Visto el resultado, tal vez podamos decir que la dramaturgia peque de excesivamente narrativa en algunos momentos, sobre todo hacia el principio, provocando cierta falta de ritmo y, mientras que la idea de incluir un músico en directo -aquí Mon Orencio, en sustitución de Piti Sanz- interpretando música de época, ayuda de forma decisiva para dibujar y terminar de subrayar la farsa y lo irónico y retranqueiro de algunas situaciones; encuentro que las canciones están más encajadas con calzador en el conjunto. Así y todo, por el tono mismo de la propuesta, es cierto que una vez que la cosa toma impulso, camina bastante firme hacia el éxito.

jacques2.jpg

Los tres actores –Víctor Mosqueira, Marcos Orsi, que en esta función recoge el testigo de Evaristo Calvo, que era pareja cómica habitual de Mosqueira sobre los escenarios en el dúo Mofa e Befa y aquí asume la labor de ayudantía de dirección- y María Costas, todos se pliegan con acierto a la idea del director. Se nota que manejan los códigos de la comedia farsesca, la gestualidad y, por momentos, casi el clown que pide la propuesta; y en su trabajada entrega radica gran parte del éxito de este espectáculo. El trabajo físico de Mosqueira vuelve a ser una vez más tan brillante como acostumbra; de la misma manera que Orsi hace gran comedia desde la más absoluta seriedad y Costas se mueve bien en unos códigos muy cercanos al vodevil. Bien también Mon Orencio -que además entiendo que hace una sustitución- tanto a nivel musical como a la hora de integrarse en la acción escénica.

A fin de cuentas, en Os Amores de Jacques o Fatalista encontramos un divertimento cómico-bufo en el que los integrantes de Excéntricas miran de alguna manera a sus orígenes por partida doble. Tal vez, como digo, el componente de la farsa le acabe comiendo terreno al componente de la mera narratividad -y habría que buscar la forma de que esa farsa estuviese más presente desde el principio-; pero uno sale de la función con la sensación indudable de que crece y crece.

H. A.

Nota: 3/5

Os Amores de Jacques o Fatalista”, de Denis Diderot. Versión libre de Quico Cadaval. Con: Víctor Mosqueira, Marcos Orsi, María Costas y Mon Orencio. Dirección: Quico Cadaval. PRODUCCIÓNS TEATRAIS EXCÉNTRICAS.

Teatro Rosalía Castro, 14 de Enero de 2016

Anuncios
No comments yet

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: